Archivo del Patrimonio Inmaterial de Navarra

Localidad

Datos y enlaces de interes de Villava / Atarrabia

Datos del Ayuntamiento de Villava-Atarrabia: C/ Mayor, 22. C. P.: 31610, Villava-Atarrabia. Tfno.: 948 136680 Fax: 948 136386 Email: villava@infolocal.org  Página web: http://www.villava.es/

Fondos multimedia de Villava / Atarrabia:

Ver listado completo de fondos

Ver listado completo de informantes

Buscador

Prueba a buscar en nuestro fondo. Dinos qué términos deseas localizar.


BUSCADOR AVANZADO

Novedades

Novedades

Villava / Atarrabia

  • Tipo de entidad: Municipio simple
  • Denominación oficial: Villava / Atarrabia
  • Censo de población: 10.308 habitantes (1-1-2014)
  • Extensión: 1,08 km2
  • Altitud: 430 m.
  • Distancia a Pamplona: 4 km.
  • Merindad y entidades superiores: Merindad de Pamplona. Mancomunidad de la Comarca de Pamplona.

Mapa de localización

  • Datos lingüísticos:

    A) Zonificación según la Ley del Vascuence

    Zona mixta.

    B) Estadísticas sociolingüísticas

     

    Instituto de Estadística de Navarra

        Fuente: Instituto de Estadística de Navarra (IEN). Censo de 2001 

     

     
    C) Mapas dialectológicos

    Atlas Lingüístico y Etnográfico de Aragón, Navarra y Rioja (ALEANR) (Alvar, 1979-1983)

    D) Recopilaciones y estudios monográficos sobre el habla y el vocabulario de la localidad 

     

    Volver al índice

  • Onomástica:

    Gentilicio. Villavés/a.

    Mikel BelaskoSignificado. "Villa Nueva" parece ser el nombre castellano, mientras que el de Atarrabia es dudoso.

    Comentario lingüístico. De todas las maneras el nombre Villava no es tan fácil de explicar como parece. Fonéticamente pasar de Vila Nova a Villava es francamente difícil si no es gracias a la presencia mayoritaria de gentes vascohablantes que moldearon el exótico nombre a sus hábitos de pronunciación perdiéndose la -n-: Vilanova (pronunciado Billanoba) > Vilaova (pronunciado Billaoba), asimilándose o en a: Villava. Con todo extraña que el nombre Villava se hubiese impuesto al más culto Vila Nova ya que, por lo general, la documentación escrita desprecia estos fenómenos de fonética vasca. Por ejemplo siempre se escribía Torrano, Labiano, Zolina, Arróniz aunque los naturales pronunciasen Dorrau, Labiu, Zolia o Arroitz. En resumidas cuentas Villava es un nombre de origen romance pero modificado por la fonética vasca. En cuanto al nombre vasco las cosas aún resultan más oscuras.Quizá ate "foz, paso estrecho, puerta" en referencia al estrecho paso entre Arre y Villava sea el primer elemento del nombre. El segundo podría guardar relación con el nombre de la vecina localidad de Arre o bien con arre 'color pardo', y el último con la voz vasca ibi 'vado'. Esto es, podría ser "El vado de Arre de la Foz" o "El vado de la foz Parda". La evolución debería de haber sido Ate-Arre-ibia > Ata-Arra-ibia> Atarrabia, pero ciertamente resulta inverosímil.
    Ahora bien, tampoco se debe olvidar que la forma más antigua es Altarrabia.
    Por lo que hace referencia a lo acertado o no de la adopción de Atarrabia como nombre vasco de Villava cabe decir lo siguiente. Sin entrar en la discusión de si Atarrabia fue o no fue hasta el siglo XIII el nombre vasco de lo que hoy es llamado Villava hay que reconocer que, lingüísticamente hablando, no fue una decisión justificada. Es hecho probado por los estudios de toponimia menor (en Burlada a la zona mugante con Villava se le llamó Billabaondoa al menos desde 1625) y por encuestas orales realizadas en nuestros días que todos los vascohablantes, desde hace 500 años, llamaron únicamente Villava a esta población.
    Para saber como se decía en vasco Villava se olvidó el sistema más sencillo: preguntar a los vascohablantes, quienes hubiesen contestado Villava o Billeba. Véase, por ejemplo, el mote vasco que se aplicaba a los villaveses: Karrikaluxe Billebako (a los de Villava 'calle larga', y sin embargo para la recuperación de Atarrabia fue necesario poner en funcionamiento una brillante operación de arqueología lingüística.

    Traducciones curiosas y explicaciones populares. Traducción de este género es: 'camino extenso de abajo', 'bajo la villa'.

    Documentación antigua. Villanoua (1184, AGNSS n° 90); Bilaua, Huart apres (1346, NEN); Billaua (1366, NEN); Uilaua, Vilava (1268, NEN); Villaua (1184, NEN); Villaua (1270, NEN); Villava cabo Pamplona (1280, NEN);  Altarrabia (1196, NEN); Atarrabia (1491, NEN); Atarrabia, Atarravia (1303, 1490, NEN); Aterra (1270, NEN); Aterrabia (1287, NEN); Atherrabia, Atherrauia (1212, 1288, NEN); Villababidea (1718, NTYC, Eusa).

    (Mikel Belasko; 1999: pp. 430, 431). 

    Web Toponimia de Navarra  Ver topónimos oficiales

     

    logo SITNA

      Situar los topónimos en el mapa de la localidad

      (Seleccione capas vectoriales-toponimia y active el icono de información i )

      Genealogía y amtroponimia:

      Genealogías 

    Consultar apellidos de la localidad

     

     
    Oiconimia:

    Genealogías  Consultar nombres de casas de la localidad

     

     

    Enlaces de interés:

    Euskaltzaindia
      Toponimia: EODA 

      Archivo diocesano 

       Archivo Diocesano del Arzobispado de Pamplona y Tudela

     

    Family Search  Family Search: genealogía

     

     

    Volver al índice

  • Documentación histórica:

    A) Documentos digitalizados (públicos y privados) de interés para la localidad

     

    B) Enlace al archivo municipal

     

    C) Otros archivos con documentos relevantes sobre la localidad 

    Archivo General y Real de Navarra

     

       Archivo General y Real de Navarra 

       Archivo diocesano 

       Archivo Diocesano del Arzobispado de Pamplona y Tudela

     

    Volver al índice

  • Situación Geográfica: Limita al N con Ezcabarte, al E con Huarte, al S con Burlada y al O con Pamplona.
    Las margas de Pamplona (Biarritziense, Eoceno Medio), sobre las que se asienta casi todo el territorio, están cubiertas, en su mayor parte, por los aluviones de las terrazas de los ríos Arga y Ulzama, que dan lugar a superficies llanas. Al N, un estrecho afloramiento de areniscas, ha resistido mejor la erosión y forma una cresta (584 m) de unos 150 m de altura relativa, entre las de San Cristóbal y Miravalles.

    Volver al índice

  • Clima y Medio Ambiente:

    El clima es, como muestran los datos medios anuales, de tipo submediterráneo: 1.100-1.200 mm de precipitación recogida en 100-120 días, 12°-13° C de temperatura, alrededor de 2 meses de aridez estival y unos 650-700 mm de evapotranspiración potencial.

    Climatología

      Estudios climatológicos 

     

    Web El País  Previsión meteorológica de la localidad
     

    AEMET

     

     

      Previsión metereológica de la localidad

    Villava constituye un asentamiento submetropolitano de función residencial y secundariamente industrial; debido, en gran parte, a su localización a lo largo de los principales ejes de acceso a Pamplona (hasta la construcción de la variante en 1969), ha sido incorporada al proceso de expansión de la ciudad. Pero la trayectoria de su desarrollo demográfico, urbano e industrial presenta unos rasgos particulares que la diferencian de muchos otros núcleos integrantes del área metropolitana. Su dinamismo, originado por la proximidad de Pamplona, data de fechas muy tempranas: desde principios de siglo ha sido un foco de inmigración de población rural procedente, en su mayoría, de municipios cercanos, atraída tanto por las industrias implantadas en el núcleo como por la cercanía de la capital navarra. En 1950 era ya un asentamiento de carácter urbano: casi todos sus activos eran obreros, propietarios de pequeños talleres, empleados, etc.; disponía de algunos servicios educativos (Escuela de Peritos Agrícolas, colegios) y se habían creado las empresas de mayor tamaño (de papel y cartón, licores, materiales plásticos).

    logo SITNA

      Situar vegetación y cultivos en el mapa de la localidad

      (Seleccione capas vectoriales-cultivos y active el icono de información i )

     

    Volver al índice

  • Economía:
    La población activa de Villava se elevaba en 1984 a 2.374 personas, de las cuales 509 se hallaban en desempleo, y de éstas 144 buscaban su primer empleo. El número de personas residentes en Villava, que tienen su puesto de trabajo fuera del municipio se acerca a 300.
    Desempleo registrado (31.3.87): 655 personas.
    Presupuesto municipal (1987): 209.176.00 ptas.
    ager
    En secano se cultivan casi exclusivamente los cereales, cebada principalmente y trigo. El regadío (22,2% del ) se dedica a hortalizas y patata. No hay otra representación de cultivos leñosos que unos cuantos frutales, en su mayoría diseminados; ha dejado de cultivarse la vid, que en el pasado llegó a ocupar una gran parte de los carasoles: 34 Ha en 1891 y todavía 13 en 1961. La maquinaria ha sustituido al ganado de labor y cría, el de labor en 1908 ascendía a 19 cabezas de caballar, 15 de mular y 10 de asnal. El ganado de granjería, muy escaso en disminución, se reducía en 1982 a 276 cabezas de porcino y 150 gallinas. En conjunto, las actividades agrarias tienen un papel insignificante.

    Volver al índice

  • Historia:


    Heráldica municipal

    Trae de gules y las cadenas de Navarra en orla, cruz y sotuer de oro, partido de azur y un lucero de ocho puntas de oro surmontado de un creciente de plata. En la fachada de la Casa Consistorial se representan estas mismas armas, pero en vez de aparecer el campo partido, están separadas en dos escudos acolados. En los siglos XIII y XIV usaba un sello en el que figuraba el martirio de San Andrés, santo titular de la parroquia.

    Casa Consistorial

    Se encuentra en la calle Mayor junto a la plaza de la Iglesia y consta de cuatro cuerpos. La construcción es de ladrillo. La fachada tiene zócalo de sillares que se continúa en forma de cadena en las esquinas hasta la cornisa. Recientemente se ha realizado en ella una importante reforma por importe de 239 millones, con ayuda económica del Gobierno de Navarra. El ayuntamiento está regido por alcalde y doce concejales.

    Historia

    Fundada en 1184 por Sancho VI el Sabio, quien creó una Villa nueva con el terreno de una heredad regia situada en el valle de Egüés. Para atraer pobladores les concedió el fuero que disfrutaban los habitantes del burgo nuevo de San Nicolás de Pamplona. Poco después de subir al trono, Teobaldo II confirmó sus fueros (1254). Se ha dicho que entonces era una de las buenas villas del reino, pero la afirmación carece de fundamento y hay que esperar a 1297 para que aparezca dentro de la hermandad de buenas villas. Durante el reinado de Carlos III obtuvo varias reducciones temporales de impuestos motivadas por diversos problemas. En 1406 los vecinos renunciaron al derecho de patronato que tenían sobre la abadía o iglesia parroquial en favor del rey, con el fin de evitar rivalidades en la elección de clérigos. Carlos III entregó la abadía a Santa María de Roncesvalles ese mismo año. Teniendo en cuenta las mortandades y la pobreza que la villa había sufrido durante los diez años de la guerra Civil, Juan II le perdonó el censo anual que se entregaba al rey por cada casa de acuerdo con el fuero fundacional. Durante toda la Edad Media y hasta el siglo XVII la villa perteneció a la merindad de Sangüesa, pero en la segunda mitad de esa centuria figuró ya dentro de la merindad de Pamplona o de las Montañas.

    Hasta las reformas municipales de 1835-1845 la gobernaba un alcalde, nombrado por el virrey a propuesta de la villa, auxiliado por el cabildo de corregidores, cuya designación se hacía mediante sorteo entre los vecinos insaculados. Tras las reformas, quedó como ayuntamiento de régimen común.
    A fines del siglo XVIII contaba con dos molinos harineros, un batán, y escuela de primeras letras. Años atrás había fábricas en que se trabajaban paños, cordellates, bayetas y estameñas. Pese a su decadencia había aumentado el número de maestros pelayres que trabajaban en sus casas. La principal producción era agrícola: sobre todo de vino, trigo suficiente para el consumo así como legumbres y otros. Servían la parroquia un cura, un beneficiado, un sacristán y un organista y aparte existía el convento de Santa Clara, que contaba con veintisiete monjas, sujetas al ordinario de la diócesis y asistidas por un vicario, dos capellanes y un sacristán. En la «basílica de la Trinidad», distante media legua, había dos cofradías de sacerdotes y legos, que mantenían su vicario, capellán, alcalde y cárcel para el ejercicio de toda jurisdicción en su distrito.

    Al mediar el siglo XIX la escuela estaba dotada con 2.800 reales al año; cruzaba el pueblo la nueva carretera de Francia. Por entonces funcionaban aparte del batán y los dos molinos; una adobería, una fábrica de papel continuo y otra de papel pintado. La feria duraba ocho días desde el lunes de Pentecostés.
    Durante la segunda mitad del siglo XIX y los comienzos del XX las comunicaciones mejoraron por la construcción de nuevas carreteras próximas al término y el paso por el mismo del tranvía de Huarte y del ferrocarril de Pamplona a Sangüesa. En los años veinte de nuestra centuria las escuelas ya eran dos; había autobuses diarios que llegaban a Villava haciendo el recorrido Pamplona-Irún o Baztán; guardia civil y carabineros. Hubo colegio de jesuitas hasta el tercer cuarto del siglo XIX; posteriormente los edificios fueron ocupados por las dominicas, dedicadas a la enseñanza; también había convento de dominicos, asimismo con colegio anejo. La villa se había convertido en los años veinte en foco de la incipiente industrialización navarra; la antigua fábrica de papel había dado paso a una de las más importantes factorías que tenía en España la Papelera Española; sobresalía la sociedad Esparza y Compañía, sobre todo por sus talleres de construcción de carruajes es agrícolas y por sus bodegas, de las que salían vinos y aguardientes, alguna de cuyas marcas iba adquiriendo renombre nacional; en 1912 se había construido la Escuela de Viticultura, que más tarde pasó a ser Escuela de Ingeniería Técnica Agrícola. Y se alzaba en parte en el término de Villava el Manicomio, también de reciente construcción.

    Enlaces a archivos de interés:

    Archivo General y Real de Navarra

     

       Archivo General y Real de Navarra 

       Archivo diocesano 

       Archivo Diocesano del Arzobispado de Pamplona y Tudela

    Portal de Archivos Españoles (PARES)     Portal de Archivos Españoles (PARES)

     

    Enlaces a hemerotecas de interés:

    Diario de Navarra    Hemeroteca del Diario de Navarra

      Diario de Noticias   

       Hemeroteca del Diario de Noticias

      Berria 

       Hemeroteca del Berria

     
    Hemeroteca de la Biblioteca Nacional    Hemeroteca de la Biblioteca Nacional

     

     

     

    Volver al índice

  • Arte:

    La iglesia parroquial de San Andrés, al ser ampliada hace pocos años, perdió su aspecto anterior y fueron suprimidos totalmente los notables retablos barrocos que poseía, lo mismo que la caja del órgano, también del mismo estilo barroco. La talla del santo titular pertenecía al antiguo retablo mayor.

    Enlaces de interés: 

    Catálogo Monumental de Navarra

     
      Merindad de Pamplona

     

    Volver al índice

  • Evolución de la población:

    logo navarra.es  
             Ver evolución de la población

    Volver al índice

  • Breve ficha festiva: Las fiestas patronales en honor de la Virgen del Rosario se celebran el primer domingo de octubre. En 1989 inició la ampliación de sus instalaciones deportivas (piscinas) con un coste de 303 millones de pesetas. Ese mismo año comenzaron las obras para la creación de un parque público de 10.000 m2 en la denominada huerta de Riberd, en pleno centro urbano.

    Volver al índice

  • Oferta turística:

    Enlaces de interés: 

    Casas rurales Navarra

     

     Casas rurales en Navarra 

     

    Casas rurales Navarra

     

    Turismo rural en Navarra 

     

     Turismo de Navarra

       Hoteles rurales

    Volver al índice

  • Enlaces o links, foros, blogs y otras referencias:

    logo navarra.es  
             Ver datos oficiales

    logo SITNA

     

      Ver imagen de la entidad

     

    Turismo de Navarra

       Ver información turística

     

     
    INE

     Datos estadísticos de la localidad

     

    logo Guía Campsa

      Calcula tu ruta

     

     

    Volver al índice

  • Bibliografía:

    OBRAS DE REFERENCIA:

    • Belasko, Mikel (1999). Diccionario etimológico de los nombres de los pueblos, villas y ciudades de Navarra. Apellidos navarros. Pamplona, Pamiela, pp. 267-268.
    • García Gainza, María Concepción (Dir.) (1985...): Catálogo Monumental de Navarra, Pamplona: Gobierno de Navarra.
    • http;\www.navarra.es
    • Jimeno Jurío, José Mª (Dir.) (1990-1994). Toponimia y cartografía de Navarra – Nafarroako Toponimia eta Mapagintza. Pamplona, Gobierno de Navarra.
    • Jimeno Jurío, José Mª (2004). Diccionario histórico de los municipios de Navarra. Pamplona, Pamiela, 2 vol.
    • López Sellés, Tomás (1974): “Contribución a un catálogo de ermitas de Navarra”, en Cuadernos de
    • Etnología y Etnografía de Navarra, VI, núm. 18, p. 492.
    • Pérez Ollo, Fernando (1983): Ermitas de Navarra, Pamplona: Caja de Ahorros de Navarra.
    • VV. AA. (1984). Enciclopedia Histórico-Geográfica de Navarra. San Sebastián, Instituto Geográfico Vasco – Haranburu.
    • VV.AA. (1990). Gran Enciclopedia de Navarra, Pamplona: Caja de Ahorros de Navarra.
      OBRAS MONOGRÁFICAS:


    Esta bibliografía se irá incrementando. Si dispones de referencias bibliográficas sobre la localidad que no aparecen en el índice anterior, ponte en contacto con nosotros.

    Enlaces de interés:

     Red de Bibliotecas Públicas  Red de Bibliotecas Públicas de Navarra

    Fondo de Publicaciones del Gobierno de Navarra

     

       Fondo de Publicaciones del Gobierno de Navarra

     

     

    Biblioteca de la Universidad Pública de Navarra   Biblioteca de la Universidad Pública de Navarra

    Biblioteca Universidad de Navarra

       Biblioteca de la Universidad de Navarra

     

    Biblioteca Nacional de España 

       Biblioteca Nacional de España

    Volver al índice

El Archivo del patrimonio inmaterial de Navarra es posible gracias al patrocinio de la
Fundación laCaixa y el Departamento de Filología y Didáctica de la Lengua de la Universidad Pública de Navarra
Universidad Pública de NavarraFundacionCan